Reforma integral, más consejos prácticos

En el artículo anterior hablábamos de que siempre es mejor solución afrontar una reforma integral que estar constantemente efectuando pequeñas reformas sin descanso. Analizamos dos consejos para afrontar la reforma con éxito, pedir permiso de obra y hablar con la comunidad de vecinos. En este artículo veremos otros interesantes y prácticos consejos.

Consejos para afrontar una reforma integral

Reforma integral
Reforma integral

Sigamos viviendo consejos prácticos para afrontar una reforma en nuestra vivienda:

  • Presupuesto. Es necesario tener claro con qué presupuesto contamos. Seamos realistas y tratemos siempre de sujetarnos a esa cifra. Tengamos en cuenta que cuanto más antigua sea la vivienda más sorpresas podemos llevarnos al hacer la reforma. Así que resulta conveniente guardar un dinero para imprevistos que puedan surgir.
  • Confiar en una empresa profesional. Podemos solicitar presupuestos a profesionales de forma individual, contactado con un fontanero, un albañil, un pintor, un electricista, un carpintero…O contactar directmente con una empresa de reformas. Esta segunda opción nos evitará muchos quebraderos de cabeza. Nos darán un presupuesto cerrado para toda la obra, coordinarán el trabajo de todos los profesionales implicados sin tener que hacerlo nosotros, nos darán asesoramiento legal…Estaremos mucho más tranquilos. En Reformas Orellana nos podemos encargar de principio a fin de la reforma de tu casa.
  • Buscar alojamiento alternativo. ¿Estamos dispuestos a vivir en una vivienda llena de polvo, sin baño, cocina y otras comodidades? Seguro que no nos apetece nada. Sería bueno contar con un alojamiento alternativo. Podemos hablar con familiares o amigos, también contemplar la posibilidad de ir algunos días a un hotel. Si optamos por esta opción, tengamos en cuenta este gasto al elaborar el presupuesto.
  • Prepararse para que algo no salga bien. Hay que ser realistas y tener claro que aunque contemos con grandes profesionales, podemos enfrentarnos a algunos problemas. Si surgen, seamos pacientes y busquemos soluciones.

Seguro que ahora afrontamos mejor la reforma integral de nuestra vivienda.