Estilo ecléctico, el riesgo calculado en la decoración

El estilo ecléctico se trata de combinar decoraciones diferentes, pero sin caer en el ridículo, en la mezcla sin sentido o en acumular cosas de manera desordenada. No hay unas normas establecidas rígidas, pero sí un criterio para que, como decíamos, no quede ridículo. A continuación, te damos unos cuantos consejos para conseguir reflejar este estilo en tu decoración.

Claves del estilo ecléctico

Te explicamos a continuación algunas claves para crear un estilo ecléctico perfecto para tu vivienda.

  • Ser arriesgado. Qué difícil es mantener el equilibrio en cuestiones decorativas en ocasiones. Pero es clave en este estilo decorativo. Debes ser por un lado arriesgado, atreverte con mezclas que puedan parecer excesivas, pero hacerlo de tal manera que te asegures el éxito. Conseguirlo no es fácil, pero la clave es probar e ir corrigiendo sobre la marcha. Pero con criterio, por ejemplo, mezclar pinceladas de decoración nórdica, con estilo industrial y muebles rústicos es casi garantía de éxito.

  • Los tejidos marcan la decoración. En la decoración ecléctica los tejidos son claves, debes apostar por colores, texturas y estampados que en un principio no casen demasiado. Cuando vayas combinándolos, descubrirás como todo comienza a tener armonía. Busca siempre los contrastes. Por ejemplo, si has apostado por muebles de colores neutros, dales vidas con tejidos de vivos colores. Pero además, utiliza un buen número de cojines, elige con cuidado las cortinas y coloca alguna alfombra en la casa.

  • Diferentes épocas y culturas. El estilo ecléctico te permite hacer un viaje en el tiempo a otras épocas y rescatar pinceladas de ese momento para tu hogar. Pero también te da la oportunidad e salir de tus fronteras y contar con elementos de otros países, de otras culturas.

Ahora ya conoces algunas pinceladas del estilo ecléctico. Debes tener claro que como ningún te permite ser creativo, y dar un ambiente especial y único a tu vivienda.